Videos de humor en alta calidad

Dicen que a lo bueno pronto se acostumbran las personas, y desde luego yo también creo que es cierto, sobre todo si eso nos da un mejor nivel de vida y mucha comodidad, que parece que es el mantra de la sociedad civilizada a día de hoy. Nos gusta lo bueno, lo fácil y, a poder ser también, lo gratuito; desde luego, esto debe ser el verdadero significado de la sociedad del bienestar, jeje.

Y cuando se trata del humor, no vayas a creer que la cosa es muy diferente. Aquellos que nos dedicamos al contenido humorístico en internet nos damos cuenta de que el cibernauta que accede a cualquier recurso online para buscar cualquier contenido que tenga que ver con el humor, ya no se conforma con la cosa más banal; así que, aviso a navegantes: si están pensando en hacer algún sitio web con sólo unos cuantos chistes, cuando años atrás esto estaba de moda, mi opinión es que ni siquiera deberías empezar. El público que vas a encontrarte necesita y exige una calidad que antes no buscaba, pero que ahora le es imprescindible. Y hay un momento en el que se imagina que esto empezó, además ni siquiera es muy antiguo en el tiempo, si nos ponemos a pensar.

Todo empezó con las descargas gratuitas (llámense así, o ilegales, o piratas, o como quieras hacerlo) y la aparición de nuevos códecs de video. Al principio cualquiera soportaba ver cualquier contenido en baja calidad, con mal sonido, mala visión, incluso en otro idioma subtitulado o no, casi agradecidos de poder verlo antes que nadie y poder disfrutarlo en la comodidad de tu casa. Pero la calidad de las películas en pantalla nos atrapó, la nitidez y percepción de los detalles que los nuevos medios técnicos nos proporcionaba nos parecieron tan buenos, que en poco tiempo ya no queríamos prescindir de ellos. Ahí empezó el final de las descargas en screener, por ejemplo, cosa que podríamos decir que a todos gustó, porque no sólo había menos peligro en las salas, sino que también se podía desarrollar la tecnología de vídeo para hacer que la calidad mejorara aún más. Y es que ya se empezó a trabajar en dos frentes: uno, el de la red, donde miles de rippers buscaban la forma de no perder calidad, e incluso mejorarla, sin mermar en el tamaño del vídeo, también importante; y dos, el de la misma producción de la película, cuyos responsables empezaron a usar para su grabación precisamente los mejores medios a su alcance. Resultado: máxima calidad lo mires por dónde lo mires.

Y es que en internet el buen visionado de cualquier recurso se ha impuesto sí o sí a todo lo demás. La aparición del HD o HQ fue la gran revolución, y se trabaja para mejorar cada vez más su resolución; y no sólo se limitó a internet donde apareció, sino que ahora se intenta aplicar a todos los ámbitos del visionado, incluyendo la famosa TDT y los canales por cable. Pero está claro que la web es el lugar donde más se busca la alta calidad, y alucinarías al saber la cantidad de webs para adultos que se han venido abajo sólo porque no ofrecían videos porno HD, o incluso porque después su calidad no era justamente la que prometía. Parece que ver pornografía ya no es lo que era, y no solamente se trata de ver tener sexo a dos personas desconocidas, jeje: ahora tienes que percatarte de todos los detalles a máxima resolución, o ya no estás interesado, ¿qué te parece?

¿Y el humor online está en el mismo nivel? Pues no lo dudes, incluso han perdido interés los tradicionales videos caseros de caídas, accidentes o torpezas varias, si su imagen no es nítida. De hecho, ya el público pide que se especifique en su descripción cuál es su calidad de visionado, hasta el punto de no intentar ni siquiera verlos si no es HD. Y esto no pasa sólo con los videos de humor, sino que también llega al humor gráfico si no realizado en la mayor calidad de gráficos. Una locura, podría decirse, y es que no se sabe si tal búsqueda de primicia y perfección es en realidad un avance, o nos hemos pasado en la búsqueda de la excelencia.

Es una lata el trabajar…

Que tener que ir a trabajar por obligación es un auténtico coñazo no creo que lo niegue nadie, ni la persona más trabajadora del mundo. Y la cosa se pone mucho peor si además no es el trabajo soñado por años, o es algo a lo que nunca pensaste que te dedicarías ni en tus peores pesadillas (que se lo digan a nuestros amigos de la viñeta, jeje).

Pues sí, hay trabajos realmente desagradables, amigos, para qué lo vamos a negar. Ya se sabe que currar es necesario, incluso dicen que da salud, pero hay veces en que nuestras ocupaciones se nos hacen demasiado cuesta arriba. Y aunque la respuesta sencilla sería cambiar de trabajo, no siempre se puede uno dar el lujo de hacerlo, menos como está el mercado laboral en estos días.

Por eso se entiende que haya gente haciendo trabajos que así a voz de pronto echan un poco para atrás.; pongamos por ejemplo el de sepulturero, o encargado de un cementerio. Cierto que en principio no hay nada desagradable en ello: no es peligroso, el horario suele ser flexible y sin demasiadas horas laborables, el sueldo no estaría mal, y por lo general hasta podría llevar aparejado una vivienda. Pero, ¿quién en realidad ha soñado de pequeño con ser enterrador? Seguro que ninguno de vosotros.

Otro trabajo que tampoco levanta pasiones precisamente es el de barrendero, aunque en la actualidad signifique convertirse en funcionario, con las ventajas que eso acarrea. Incluso aunque este curro sea por oposición, sé de buena tinta que no siempre llega a llenarse el cupo de examinados, y también que son muchos lo que se presentan a falta de otro puesto mejor, y porque realmente necesitan trabajar, que no ese trabajo. Y es que parece que limpiar la suciedad ajena no le gusta a nadie, cosa normal, porque por lo general ni siquiera gusta quitar la propia.

Y podríamos seguir con un montón de ejemplos más, algunos realmente escatológicos, como los presentados al principio del post. Pero si realmente tienes curiosidad, mete en tu buscador de internet «los peores trabajos del mundo«, y no podrás por menos que alucinar.

Porque también de porno vive el hombre…

Tomarse la vida con humor estoy convencido de que la alarga varios años y, si no lo hace, al menos lo parece, porque con risas todo es mucho mejor. Pero no hay que olvidarse también de otras cosas que puedan hacernos sentir bien, ya que por suerte y sólo con un poco de esfuerzo, podemos encontrar placeres en la vida diaria, sólo si buscamos un poco. Por ejemplo, ¿habéis visitado alguna vez la sección porno jovencitas en alguna web de videos guarros?

No sé si lo habéis hecho, esta categoría u otra, no importa cuál, pero me extrañaría bastante que no fuera así, ya que el porno online es algo que todo el mundo conoce y consume, a pesar de que de vez en cuando pueda ser negado. Y por supuesto, sabéis de qué os hablo si os digo que es un ocio barato, abundante y además de lo más entretenido.

Y es que nos mola ver otras parejas follando…

Esto del porno es algo en lo que cada cual tiene sus preferencias, por supuesto, pero por lo general, apetece y bastante ver de vez en cuando alguna que otra follada o folladas, según nuestro nivel de vicio, aunque no seamos nosotros los protagonistas. ¿Por qué nos calienta ver a otra gente follando, incluso cuando tenemos una vida sexual activa y satisfactoria la mayoría de las veces? Bueno, eso son misterios de la mente humana de los que ya se ocupan los psicólogos y los productores de cine porno, interesados en el tema cada uno por cuestiones diferentes; yo me limito a constatar que es una verdad absoluta aunque no tenga muy claro la razón.

Y es que todo el mundo se siente atraído por el erotismo y la pornografía, no sé muy bien de cuándo ni de dónde es ese invento, pero está claro que su patente podría convertir al que lo ideó en un hombre archimillonario, jeje. Y bueno, por mucho que se lo quiera demonizar, no tiene nada de malo disfrutar de un poco de guarradas online, sobre todo si lo hacen otros, y además nos incitan a cometerlas nosotros mismos. ¿Acaso no es otro de los placeres de la vida?

¿Y para cuando videos xxx de humor?

La verdad es que no tengo muy claro cómo podría ser el resultado, pero la unión de videos porno y humor sexual se me antoja bastante atractiva, y  es una idea que me gustaría explorar. Ya sabemos que andan por ahí cientos de webs de videos de humor, y que los de temática picantona son los más apreciados, pero ¿y si fueran exclusivamente de temática sexual? A veces queremos ponernos tan serios en estos temas, que se nos olvida que con humor todo sabe mejor, pero claro, con el tabú del porno por detrás, es complicado ponerse a pensar en esas cosas, y sobre todo pensar que podrían tener éxito.

De todas formas, no todo el porno está exento de humor, o por lo menos a mí me lo parece. ¿Habeís visto los videos de hentai? No sé a vosotros, pero a mí esta clase de animación me descojona por completo, por lo exagerado que es todo, por las cosas tan irreales que suceden, y además porque sólo por ser unos dibujitos, uno no se permite tomárselo en serio. Quizá ese sería un buen comienzo para esa mezcla con original de porno con humor, aunque bueno, es sólo una idea. No soy muy ducho en esas cuestiones, no me pongo a pensar en cómo mejorar la pornografía que veo, sólo en si me gusta y cumple su función; pero por suerte no todo el mundo es así, así que seguro que alguien recoge la idea y encuentra la manera ideal de hacer esta divertida fusión, jeje.

Humor por internet, un ocio de lo más sano

Desde que el uso de la web y de internet se popularizó y se hizo algo común en la vida de la gran mayoría de los habitantes del planeta, las opiniones en pro y en contra de la red de redes han ido y venido, como era de esperarse, pues nunca nace algo al gusto de todos. Por un lado la globalización de la información, su facilidad para compartirla, la rapidez con la que se puede hacer, la gran variedad de contenidos…; por el otro, la pérdida de privacidad, el poco filtro que se aplica a las informaciones que se comparte, y las adicciones al ciberespacio, ese problema que se ha generalizado a todos los nuevos dispositivos móviles y con conexión. Hay opiniones para todos los gustos.

Pero si hay algo de lo que podemos disfrutar gracias a internet y a los que pocos pueden ponerle algún pero, es al humor. Todos conocemos Youtube, el canal de videos más famoso de la web, donde millones de personas comparten a diario toda clase de contenidos, entre los que por supuesto el humor ocupa un lugar muy importante; pero también hay otros que poco a poco también se van haciendo un hueco, amén de cientos de páginas web donde se comparten chistes, imágenes, memes… No es precisamente variedad lo que falta en el mundo internaútico.

No creo que nadie puede tener algo en contra de la diversión sana y más o menos inocente, ni de las ganas de reírse un poco. Reconozcamos que la mayoría de las veces suele ser a causa de las «desgracias» de otros, jeje, porque el ser humano es así, qué le vamos a hacer; pero por suerte tampoco hay que llegar a la crueldad para poder arrancarnos una sonrisa. Y hablando de ello, ¿sabéis cuantos beneficios puede llegar a tener la risa? Son muchos y todos saludables, por lo que no sólo se trataría de un tema de entretenimiento, sino también de salud.

Desde jomagaro.es queremos mostraros el potencial para el humor que tiene la red de redes, por supuesto siempre con contenido gratuito y a la libre disposición de los usuarios. Creemos que el humor es algo muy importante en nuestras vidas, además de necesario, así que si cada día sacáis un ratito para visitarnos y además lo disfrutáis, creedlo que ya nos daremos por bien servidos.